Logo

72.415

No pasa nada. Mañana será otro día y los unos y los otros volveremos a la vorágine diaria con otras cosas, otras historias que contarles y otras noticias (malas, casi seguro) que darles. Agentes sociales, sindicatos, patronales, políticos… se habrán olvidado de este lunes y los medios de comunicación tendremos otro titular que llevarnos a la tecla para también olvidarnos de lo que ya es pasado lejano en una sociedad en la que ‘la cosa nueva’ nos devora más allá de la velocidad de la luz.

Sin embargo, seguro que habrá, por lo menos, 72.415 jienenses que no se habrán olvidado de este lunes 4 de marzo. Y no lo harán muy a su pesar, porque para ellos, este 4 de marzo y el 5, y el 6… todos los días seguirán siendo lunes al sol durante mucho tiempo, a tenor de los visos que tiene esta maldita crisis de la que ellos ni han comido ni han bebido.

Como ves, querido lector, no pasa nada. La anestesia colectiva en la que vivimos instalados en esta provincia nos impide ver las luces rojas encendidas desde hace muchos kilómetros. Pero, ¿cuántas luces rojas más tendrán que encenderse en Jaén para que nos den paso? ¿Hasta dónde tendrá que elevarse la cifra para que se den cuenta de que este camino sólo tiene cunetas de miseria?

A 72.415 jienenses ya no les valen las promesas y las buenas intenciones. Necesitan sacudirse lastre con realidades tangibles y palpables. ¡De las que dan de comer, vamos! Y si esas realidades no se vislumbran en lontananza, por falta de ideas, por falta de soluciones, por falta de capacidad para acordar o para lo que demonios sea,  a lo peor, un lunes de estos, les da por quitarse de encima a muchos de ustedes. Empezando por arriba y terminando por abajo. Avisados quedan.